miércoles, 20 de junio de 2012

¿Solo venta y renta de tu casa?, también un alquiler con opción a compra

Quien está buscando vender su casa, en muchas ocasiones como una opción de obtener ingresos en una forma más rápida, colocan su casa a la venta y renta, pensando en lo que sea más fácil de llevar a cabo o lo primero que se concrete entre estas opciones, y dejan pasar una magnífica alternativa de marketing y venta como es la renta con opción a compra, donde en la mayoría de las veces por desconocimiento de este tipo de operación inmobiliaria que en años recientes ha tenido una muy buena demanda se pierde esta forma de colocar la casa en venta.


La mayoría de quienes rentan una propiedad, si no es mediante un crédito de las instituciones oficiales como son el Infonavit, Fovissste, etc., batallan para adquirir una casa porque la banca comercial les presta del 80 al 90% de valor de la casa en venta de su interés, y no cuentan con la capacidad adquisitiva para ahorrar para el enganche y otros gastos que se pagan durante la compra de una propiedad, es que se ha creado este mecanismo de compra-venta, que no es otra más que un especifico contrato mediante el cual el propietario o prominente vendedor, se obliga a vender a la otra parte el promitente optante, teniendo en este último la prerrogativa de decidir al término del contrato si opta por comprar la propiedad o no la adquiere. 

En este tipo de operaciones de bienes raíces, hay determinados conceptos que quedan establecidos en el contrato, donde el precio de la casa en venta se fija para el tiempo de la terminación de la renta, y este plazo varía desde un mínimo de 6 meses hasta los 5 años, ya que más tiempo no es recomendable realizarlo por las variables condiciones que se presentarán en tan largo período. 

Con el valor de la propiedad ya establecida al término del alquiler, y al decidirse el inquilino por la adquisición de la casa, los pagos de la renta se toman como parte del enganche en un porcentaje de hasta el 100%, pero este porcentaje se negocia y queda incluido en el contrato de alquiler, y el inquilino podrá continuar con su trámite de crédito. 


Es importante que en el contrato de alquiler con opción a compra queden claramente establecidos los siguientes conceptos: 
  • El precio del inmueble para su venta y la fecha de terminación del contrato, que es el limite que tendrá el inquilino para ejercer su derecho a adquirir la propiedad. 
  • Una cláusula de penalización para cualquiera de las partes que incumpla lo establecido en el contrato. 
  • Es conveniente la ratificación de las firmas del contrato ante la fe de un notario, donde este contrato se puede inscribir en el registro público de la propiedad para una mayor formalidad. 
  • Indicar en el contrato que la casa se entregará libre de gravámenes, con sus servicios al corriente, así como indicar en el mismo el equipamiento que se queda en la vivienda. 
Con la finalidad de impulsar la compra de viviendas, ya sean nuevas o usadas, las instituciones de crédito privadas como los bancos o el Infonavit aceptan este tipo de operaciones, donde podrán observar el comportamiento crediticio del cliente durante el tiempo que estuvo rentando la casa, y el inquilino a la vez tiene el beneficio de estar disfrutando del inmueble al mismo tiempo que esta juntando para el enganche, como también el propietario se beneficia al tener un inquilino por determinado tiempo, que normalmente es en un mediano plazo de dos años, sin perder ingresos durante los cambios de inquilino. 

En este concepto de renta con opción a compra, por sus múltiples beneficios para las partes involucradas es que esta teniendo una muy buena aceptación en el mercado inmobiliario, y por lo que en las oficinas de la Red No. 1 de Alfa Inmobiliaria, se promueve como una forma complementaria de sus planes de venta, contando con la documentación adecuada de su departamento legal y sus asesores financieros para enlazar los conceptos y condiciones tanto del propietario como del inquilino y permitiéndoles alcanzar sus propósitos. 

Alfa Inmobiliaria México

No hay comentarios:

Publicar un comentario