viernes, 5 de julio de 2013

Privilegiarán inmuebles situados dentro de las ciudades



En las zonas intraurbanas, el subsidio máximo para la adquisición de una casa aumentó, de acuerdo con el nuevo reglamento del programa de financiamiento de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi), los montos de apoyo pasan de 64,967 pesos a 72,842 pesos, es decir, de 33 salarios mínimos generales vigentes máximos a 37, siempre y cuando estas casas cumplan con un puntaje de calidad equivalente 850 y 1,000 puntos.

Los subsidios de la Conavi se otorgan bajo cuatro modalidades, en las cuales hubo una ampliación en la cantidad de apoyo máximo.

En adquisición de vivienda nueva pasó de 64,967 pesos a 72,842 pesos; para el mejoramiento de un inmueble el monto de subsidio cambió de 43,311 pesos a 59,061 pesos; para la adquisición de un lote con servicios el monto de apoyó pasó de 19,687 pesos a 31,499 y para el esquema de autoproducción, la cantidad de financiamiento creció al pasar de 42,280 pesos a 57,092 pesos.

CALIDAD EN LAS VIVIENDAS

Las reglas de operación, publicadas por la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU) en el Diario Oficial de la Federación, establecen un puntaje mínimo de calidad de 350 y el máximo de 1,000 puntos y se califican cuatro elementos que deben contener las viviendas para obtener un subsidio: dimensión, equipamiento y servicios, densificación y competitividad.

Para el componente de dimensión, el puntaje máximo es de 400 puntos; equipamiento y servicios, 270; densificación, 230, y competitividad, 10 puntos.

Para que una vivienda adquiera el subsidio máximo, según el nuevo reglamento, tendrá que cumplir con el puntaje máximo requerido y ubicarse dentro de los perímetros U1, U2 y U3, los cuales se encuentra ubicados en zonas intraurbanas.

Los inmuebles que se quieran comprar fuera de los perímetros mencionados, es decir, en las zonas consideradas R, podrán obtener un subsidio de hasta 25 salarios mínimos, siempre y cuando consigan una evaluación de calidad mínima de 400 puntos, demostrando que aunque se encuentran lejos de las zonas urbanas, tienen cerca zonas de trabajo y servicios.

Actualmente existen 110,000 hectáreas registradas como reserva territorial, de esta cantidad únicamente 68% califica para que se edifiquen viviendas en esas zonas y son susceptibles a obtener subsidios, según datos de la SEDATU.

Cabe indicar que para que una persona pueda acceder a un financiamiento debe tener ingresos de 9,843 pesos, lo que equivale a cinco veces el salario mínimo.



Fuente: El Economista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario